¡Vota tu foto favorita!

Hoy empiezan las votaciones para elegir las mejores fotos que han participado en el concurso de cocina creativa que os anunciamos hace unas semanas.

Hemos recibido fotos muy originales y ahora toca escoger a los ganadores.

Tenéis hasta el 5 de abril para votar vuestra favorita en este enlace

Los ganadores tendrán un detalle especial 🙂

Concurso cocina creativa

Esta semana queremos lanzaros un reto familiar: un concurso de fotografías de cocina creativa!

Tenéis que hacer platos para niños que incluyan frutas y/o verduras y mandarnos una foto para participar en el concurso.

Las fotos hay que enviarlas a viaroinfantilblog@gmail.com hasta el 9 de marzo, indicando el nombre de los participantes y un telf de contacto.

Entonces abriremos el periodo de votaciones para decidir las 3 recetas más bonitas y creativas 😉

Os dejamos aquí unas fotos de inspiración, aunque si les preguntáis a los niños seguro que salen ideas muy originales en cada casa 😉

Aromas de hogar

Aunque nuestro trabajo diario no sea el de un chef, nuestro día a día en familia suele estar muy ligado a la cocina. Todas las madres y padres de familia cada día tenemos que preparar los menús diarios para los nuestros y siempre les intentamos dar alimentos saludables, preparados con mimo y cariño.
Como decía la escritora Laura Ezequiel en su libro Como agua para chocolate: "cocinar es un acto de amor". Y qué mejor que introducir a nuestros hijos en otra manera de darnos a los demás.
A través de un acto tan simple como preparar la cena para la familia trabajaremos un montón de cosas, además de fomentar lazos entre nosotros que nos ayudarán a conocer más a nuestros hijos y que a su vez ellos nos conozcan más a nosotros.
Para nuestros hijos, estar en la cocina significa un momento para estar con nosotros: allí charlamos, nos contamos cosas que nos han sucedido durante el día y somos un equipo. Todo sale de un modo natural y fluido, a veces cuando preguntas directamente cómo ha ido el día cuesta mucho más que se abran.
Seguro que estos momentos quedarán para siempre en sus recuerdos, igual que nosotros los tenemos grabados.
 
Consejos antes de empezar:
Antes de ponerse en materia debemos pensar muy bien la receta que vamos a realizar, tanto su dificultad como la distribución de tareas, así minimizamos posibles peligros.
También es importante ver cómo estamos nosotros en este momento: tendremos paciencia ante los posibles estropicios? Estamos demasiado cansados? Tenemos el tiempo necesario para tomárnoslo con calma?
Ya sabemos que las tareas con los peques pueden estar llenas de imprevistos y la actitud que tengamos ante ellos puede ser la clave entre una tarde divertida o una tarde de desencuentros.
 
¿Qué aprendes mientras cocinas?
A través de una receta podemos trabajar la lectura, propiamente de la receta, matemáticas , al calcular las cantidades, orden, al incorporar los ingredientes.
A seguir unas instrucciones, atención, higiene, motricidad fina, al amasar y mezclar ingredientes, coordinación mano-ojo al ir incorporando los elementos.
Resolución de problemas , creatividad e imaginación, por ejemplo si nos falta un ingrediente Cómo lo solucionamos? Cómo ha variado el resultado? Hemos conseguido una receta mejor con el cambio? O por el contrario, no nos ha salido bien? Relación causa-efecto. Los niños aprenden mejor cuándo se les permite equivocarse .
Fomentaremos la paciencia, tanto la suya como la nuestra 😉
Deja que se ensucien, que intenten, que se diviertan. Pero también explica que es un trabajo en equipo y que entre todos debemos poner orden. Se darán cuenta de la importancia de ayudar en las tareas de la casa y apreciarán más lo que hacemos por ellos.
Se sentirán orgullosos de sus creaciones, les dará seguridad y les ayudará en su auto imagen, se darán cuenta de que pueden lograrlo.
Conocerán y probarán nuevos alimentos y sabores que probablemente aún no hayan incorporado en su dieta, y abrazarán nuevas culturas a través de sus sabores.
Pero sabéis una cosa? Todo esto lo aprenderán y lo trabajaremos sin darnos ni cuenta!!! Esto es lo mejor!
Ya que cuando entramos en la cocina con nuestros hijos sólo nos planteamos una meta: disfrutar con ellos un rato, compartir un tiempo precioso que nos ayudará a unir lazos, a querernos, respetarnos y a darnos la oportunidad de equivocarnos, pedirnos perdón, abrazarnos y mancharnos!
Y sin más preámbulos, vamos a preparar la cena!

Cooking with Ava

Ya os hemos hablado de cocinar con los niños en otros posts de este blog. Pero hoy os vamos a enseñar con un ejemplo gráfico lo beneficioso que es darles autonomía en la cocina.

"Cooking with Ava" es un canal de youtube muy divertido con recetas sencillas realizadas por esta jovencísima chef de casi 4 años. Aquí tenéis una pequeña muestra de lo que podéis encontrar en sus vídeos de cocina:

Ava nos enseña a los padres que si les damos autonomía, nuestros hijos pueden hacer casi todo ellos solos (probando una y otra vez hasta que les salga, si es necesario). Es genial ver cómo va mejorando en cada una de sus vídeo-recetas (lo de cascar los huevos al final lo tiene súper dominado 😉 ) y la cantidad de habilidades que está ejercitando: autonomía, destreza, cálculo, orden, creatividad...

En definitiva, es una actividad perfecta para que nuestros pequeños chefs crezcan en confianza y el día de mañana puedan llegar a ser adolescentes y adultos seguros de sí mismos, capaces de hacer todo aquello que se propongan.

Monas de pascua caseras

Ya tenemos la Semana Santa aquí y hoy queríamos compartir algunas ideas de monas de Pascua de chocolate más o menos fáciles para que podáis hacerlas en casa si os animáis 😉 porque los regalitos caseros quizá no son tan perfectos pero valen mucho más por el cariño que les acompaña, verdad?

Os dejamos algunas fotos y podéis clicar en cada una para leer la receta en su web original.

Empezamos por la más sencilla, y no por ello menos resultona: un trenecito hecho con bizcochos, palitos de chocolate tipo Mikado, filipinos, mini galletitas... muy fácil y rico, perfecta para los más peques amantes de los trenes

tren de chocolate

La siguiente es un pastel (podéis escoger el que más os guste) decorado con kit-kat alrededor y muñequitos, huevos de chocolate y detalles que le dan ese toque de mona de Pascua.mona pascua kit kat

Finalmente, una opción un poco más complicada pero igualmente asequible para los más manitas en la cocina: un huevo enorme hecho con bizcocho y chocolate rodeado de lacasitos para decorar. Una chulada!

A ver si os atrevéis con alguna de estas deliciosas opciones. Nos vemos a la vuelta de Semana Santa.

¡Feliz Pascua!

Mini quiche

Hoy traemos una receta rica y fácil, y para cocinar con los niños, por supuesto! Y lo mejor es que se puede adaptar a todos los gustos y necesidades.

Se trata de unas mini quiche con base de pan de molde. Qué os parece? A qué tienen buena pinta?mini quiche

Ingredientes (para 12 mini quiche):

Preparación:

Cortamos las rebanadas de pan con un vaso ancho redondo para quitar las puntas y amasamos con el rodillo para que queden bien finas.

Engrasamos con un poco de aceite un molde para cupcakes y metemos las bases redondas de pan para que queden bien ajustadas.miniquiche4

Batimos en un bol los huevos y la nata líquida. Añadimos una pizca de sal y pimienta al gusto.

Ponemos un poco de queso rallado y bacon en las bases de pan y rellenamos con la mezcla de huevo y nata. Echamos un poco de queso por encima para gratinar y listos.miniquiche3

Al horno 15 min a 180ºC y desmoldar con cuidado para dejar enfriar antes de comer.miniquiche2

Es un aperitivo riquísimo, que sirve para cualquier comida del día y se puede dejar hecho con tiempo. Y si queréis hacerlo apto para viernes de Cuaresma (sin carne) se pueden hacer solo de queso 😉 Qué os parece?

Rollos de hojaldre y jamón

Hoy traemos una receta de cocina fácil para hacer con los niños y que os puede servir para cenar el fin de semana o preparar un aperitivo juntos 😉

Es tan fácil como parece. Sólo necesitáis:

rollo-jamon

Estos son los pasos a seguir:

  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Extender la lámina de hojaldre sobre el papel vegetal.
  3. Cortar toda la lámina a rectángulos de aproximadamente 3 cm de anchura.
  4. Untar con queso tipo philadelphia si se desea.
  5. Colocar encima de cada rectángulo una loncha de jamón serrano o jamón york.
  6. Retorcer los triángulos de manera que formemos lazos, tal y como se ve en la imagen.
  7. Batir un huevo y pintar los rollos de hojaldre con un pincel, esto le dará un toque dorado y brillante tras la cocción.
  8. Sobre la bandeja del horno con papel vegetal, colocar uno a uno, los rollos de hojaldre.
  9. Opcional: añadir semillas de sésamo por encima.
  10. Hornear durante 15 minutos.
  11. Dejar enfriar y degustar.

Hay muchas variaciones parecidas que podéis probar: con sobrasada, salchichas, etc. A qué tiene buena pinta? 😉